REHA

Red Española de Historia y Arqueología

LA ECONOMIA FENICIA, UNA ECONOMIA MARCADA POR EL COMERCIO

FRANCISCO. J JIMENEZ MARTINEZ

La localización de las ciudades fenicias de oriente y su alineación costera, unido al constreñido espacio que ocupaban, ya que quedaban literalmente encajonadas entre el Mar Mediterráneo y los Montes del Líbano, iba a condicionar su sistema económico y la desigual gestión de sus recursos.
El paisaje fenicio, se articulaba en una variedad de valles muy fértiles para su explotación agrícola, pero de reducido tamaño .Esto iba a representar un problema, que les llevo a poner en practica una explotación extensiva de sus recursos agrícolas. La escasez de espacio para el cultivo hizo que se aprovecharan las laderas de las colinas para la siembra, cultivando en terrazas con el fin de aprovechar al máximo los recursos del terreno.

- Costa fenicia en el Mediterraneo oriental-

Si en un primer momento sus recursos naturales fueron suficientes para atender las demandas de una población en creciente desarrollo, el paulatino aumento demográfico convirtió estos recursos en insuficientes .En torno al año 970 a . c ,el rey de Tiro Hiram I , ordeno una expedición comercial con el fin de proveer a la ciudad de alimentos , principalmente trigo y aceite en cantidades ingentes , lo cual viene a demostrar esa escasez a la que hemos hecho referencia.

Antes de la expansión marítima y comercial fenicia, la base de su economía era la agricultura, típicamente Mediterránea, cultivándose trigo, vid, y olivo junto a cebada y diversas hortalizas.
El ciclo agrícola se iniciaba en otoño, estación esta, en la que se preparaba la tierra y se plantaban las semillas, que el tiempo se encargaba de transformar en fabulosos frutos, como el trigo, de gran calidad, y que ya estaba listo en mayo para su siega, o la cebada que se recogía en abril. De la vid se extraían dulces vinos, muy prestigiosos en la antigüedad gracias a la calidad de la tierra y el clima. Las uvas se recogían en septiembre y se transformaban luego en esos caldos de ligero dulzor muy apreciados, como se ha mencionado, por todos los pueblos del Mediterráneo, sobre todo por los egipcios.
Era tal la riqueza agrícola de las ciudades cananeas, que en época de Tutmosis III, los egipcios, atraídos por ella, invadieron la región.
Para la transformación de tales productos agrícolas disponían de sus propios lagares y almazaras.

                                                        - Tutmosis III-

Además de la agricultura, la ganadería representaba también una de las bases de la economía fenicia, contando con rebaños, si no excesivamente numerosos, si suficientes, que pastaban en ricos bosques y prados. Contaban con vacas, de la que obtenían carne y leche, ovejas, que además de leche y carne, les proporcionaba lana, y cabras, que igualmente les daba carne y leche .Desde muy antiguo, ciudades como Biblos, eran importantes exportadores de lana, sobre todo a Egipto, con quien mantenía un floreciente comercio.


- Actividad economica en un puerto fenicio-

Otro aspecto importante de la economía fenicia era su industria maderera .La importancia de la madera en la economía fenicia era lógica si tenemos en cuenta que casi toda la geografía fenicia se caracterizaba por ser un paisaje de gran belleza y frondosa vegetación, donde abundaban los árboles frutales, las fértiles llanuras los campos de abundantes flores y donde los cultivos gozaban de una formidable salud .En estos campos, maduraban y florecían el trigo, la vid, y los olivos, proporcionando esos frutos de los que tanto se beneficiaron, no solo los fenicios, sino también otros pueblos del Mediterráneo a través del comercio. Presidiendo esta paradisíaca estampa se alzaban majestuosos los frondosos y exuberantes bosques de diversas especies, como cipreses, abetos, pero sobre todo los ricos bosques de cedros que crecían en la franja meridional del actual Líbano .Ello confería a toda la franja costera fenicia de una riqueza forestal inusitada, de la que los fenicios lograron sacar el mayor partido posible para conseguir sus objetivos económicos y comerciales.
Tempranamente la ciudad de Biblos supo aprovechar el potencial económico que le proporcionaba la madera y sus múltiples usos. En torno al año 2600 a. c, ya era el principal suministrador de madera a Egipto, país este, que carecía de ella. El país del Nilo empleaba la magnifica madera fenicia en la construcción de barcos y en la arquitectura .Egipto solo disponía de abundantes palmeras y otras especies vegetales, que si bien se les podía dar infinidad de usos, resultaban inútiles para la industria naval , de ahí su dependencia de las ciudades libanesas en el suministro de la madera, fundamentalmente de cedro .Dada la envergadura de estos árboles, los egipcios podían sacar de ellos, traviesas de madera de muy largo tamaño y muy resistentes. Pero además les interesaba el cedro por el uso funerario que le dieron, ya que consiguieron obtener de el , una sustancia de cierto espesor con la que empapaban las telas con las que envolvían a sus difuntos en el proceso de la momificación
También eran importantes las actividades cinegéticas, producto de la rica fauna fenicia. Se cazaban un amplio abanico de especies, como leones, linces, osos, cervidos o elefantes así como numerosas especies de aves.
Económicamente la pesca gozo de mayor importancia que la caza, constituyendo el pescado una parte importante de la dieta .El pescado solía transformarse en salazones los cuales eran muy apreciados .La sal además de convertir el pescado en un producto mas sabroso, le confería un mayor periodo de conservación. Un producto muy apreciado en todo el área Mediterránea, derivado de su industria pesquera, fue una especie de salsa a la que los romanos llamaron Garum y consistía en depositar en piletas o ánforas de sal muera, las vísceras y despojos de peces como el atún o la morena , aunque también se empleaba vino, vinagre e incluso aceite en su elaboración .Estos restos se exponían al sol y por maceración y fermentación daba como resultado la apreciable y exquisita salsa, la cual alcanzaba un enorme valor en el mercado .No obstante dependiendo del lugar de fabricación, se dotaba a esta apreciada salsa de una impronta propia ,por tanto no existía una receta única para su fabricación , sino que dependía del fabricante .Del garum, la parte mas apreciada ,y por tanto la mas cara, era el llamado liquamen, cuya obtención aparece perfectamente descrita en este texto de Casiano Baso:


“……. El llamado liquamen se obtiene de la siguiente forma: se echan las vísceras de los peces en un recipiente y se salan; así mismo, pequeños pececillos como pejerreyes, salmonetes de fango pequeños, chuclas, boquerones o los que tengan un aspecto diminuto, todos se salan igualmente y se conservan en salmuera al sol, removiéndose frecuentemente.
Cuando hayan permanecido en la salmuera un verano, se saca de ellos el garum de este modo: se mete en el recipiente lleno de dichos pececillos una gran cesta tupida y el garum se infiltra en la cesta, y así, pasado por el tamiz de la cesta, se recoge el llamado liquamen; el residuo sobrante se convierte en hallec. Pero los bitinios lo preparan así: cogen chuclas, mejor pequeñas que grandes, o en su defecto boquerones, chicharros, caballas o incluso hallec o una mezcolanza de todos ellos, y los echas en una mesa de panadero donde se suele amasar la harina y los amasas echando por cada modio de pescado dos sextarios itálicos de sal, de manera que se mezclen con la sal; tras dejarlo una noche, échalo en un recipiente de barro y ponlo al sol sin tapar durante dos o tres meses, removiéndolo periódicamente con una vara, después de lo cual tápalo y guárdalo. Algunos añaden también por cada sextario de pescado dos de vino añejo. Además, si quieres consumir inmediatamente el garum, o sea no ponerlo al sol sino hervirlo, harás como sigue: Salmuera líquida verificada de manera que al echar un huevo flote (pero si se hunde es que todavía no tiene sal bastante); echa luego en una olla nueva el pescado con la salmuera, echando orégano, y ponla al fuego preciso hasta que hierva, es decir, hasta que empiece a evaporarse un tanto; algunos añaden también arrope; a continuación, ya frío, viértelo en un colador, echando sobre éste dos otras veces lo mismo hasta que salga limpio, tápalo y guárdalo. Pero el mejor garum, el denominado haimátion, se hace así: se cogen las vísceras del atún junto con las gallas, el jugo y la sangre y se les esparce la sal que necesiten; se dejan en recipiente y a los dos meses como mucho se perfora éste y sale el garum denominado haimátion………”


Tiro y Sidon, fueron las ciudades precursoras y dominadoras de una industria muy rentable, el comercio de la púrpura .Este tinte púrpura con el que teñían los paños lo obtenían de dos especies de gasterópodos muy abundantes en esa zona del Mediterráneo, el Murex trunculus y el Murex brandaris .Este procedimiento de teñido, de posible procedencia ugaritica, solo era conocido por los fenicios los cuales se mostraban celosos de ella y procuraban mantenerla en secreto .Este tinte se obtenía extrayendo del mencionado molusco la glándula hipo branquial ,seguidamente se depositaba en un recipiente que contenía agua marina y finalmente se exponía al sol .El liquido resultante de este proceso era el tinte, con el que se teñían las suntuosas telas, muy apreciadas por todo el Mediterráneo. El grado de descomposición y concentración del contenido del recipiente era el que determinaba el tono de la coloración, que abarcaba desde un rosado pálido, hasta un púrpura de mayor intensidad .Esta última tonalidad púrpura era la más apreciada por los monarcas de las ciudades Mediterráneas, denominándose púrpura de Tiro .

Dada la complicación que suponía obtener fácilmente grandes cantidades de púrpura ,esta industria solo estaba al alcance de una elite y nunca destinada a la gente corriente .La producción de telas y paños teñidos de púrpura, fueron considerados artículos de lujo en todo el Mediterráneo. No se sabe realmente el origen de la industria de la púrpura, es decir, quienes fueron los primeros en descubrir su secreto de fabricación. Hay quien apunta a un origen ugaritico, los cuales guardaban su secreto, hasta que los llamados Pueblos del Mar arrasaron la ciudad haciéndose con el y que luego transmitieron a los fenicios.

Si tenemos en cuenta que los fenicios, en un principio ,se limitaban a actuar como puros tratantes de productos y objetos artesanos ajenos, que acumulaban procedentes de diversos lugares, con el tiempo se dieron cuenta de lo rentable que suponia este comercio y se dedicaron a perfeccionarlo, con el objeto de hacerlo mas rentable si cabe.Los mercaderes fenicios tan solo se dedicaron a adaptar estos productos al gusto desigual de sus clientes, comenzando a producir una artesania propia, de gran originalidad y muy diversa, plagada de influencias egipcias , griegas, mesopotamicas etc, dando lugar a un arte eclectico muy apreciado entre sus clientes.
Las ciudades fenicias de oriente, destacaron por tanto, por ser productoras de una suntuosa industria de objetos manufacturados y productos de lujo. Estos objetos, que consistian a grandes rasgos, en tallas de madera, figurillas, ricos ornamentos de lujo,paneles decorados,ceramica, vidrios y marfiles, se destinaban a satisfacer la demanda de una nobleza refinada amante del lujo, los cuales les servían como elementos distintivos a través de los que reafirmaban su prestigio y posición social.

Algunas de las piezas fenicias que expone el Museo de Cádiz. | Cata Zambrano
- Piezas fenicias, Museo de Cadiz-

De los talleres fenicios procedían innumerables piezas, la mayoría de gran belleza, trabajadas con insuperable maestría por los artesanos .En ellos se elaboraban ricos objetos de marfil, bronces, piezas de oro y plata, así como joyas en las que dejaban constancia de un magistral dominio del granulado y la filigrana.Contamos con magistrales ejemplos en el campo de la joyeria, de la habilidad mostrada por estos artesanos .En las colonias occidentales, contamos tambien con buenos y numerosos ejemplos , como en la colonia fenicia de Gadir, donde se documento dos anillos basculantes gemelos, datados en el siglo IV a.c, que eran utilizados como amuletos.Estos anillos, los cuales estaban concebidos para colgar del cuello y no para ser portados en el dedo, se componen cada uno de ellos por unas piedras de color rojo y verde sujetas por una capsula de oro dentada, asi como un anillo tambien de oro, ancho y de tipo giratorio.Los extremos de este anillo se insertan en la capsula a traves de unos tubos cilindricos .

-Anillo fenicio de la casa del Obispo, Museo de Cadiz-

Por tanto queda claro que metalistería fenicia contó con magníficos artesanos. De Biblos son numerosos ídolos y figurillas de bronce, en ocasiones recubiertos con finas láminas de oro. Los principales lugares donde han ido apareciendo estas piezas son lugares de culto, como el Templo de Los Obeliscos, el Templo de Baalat ,o el Campo de las ofrendas .Son tantas las figurillas con las que contamos en Biblos (,tan solo en la jarra 2000 del Templo de Baalat se hallaron 77 figurillas,) que resulta difícil destacar alguna , así mencionar la del dios Reshef de 35cm de altura y que representa al dios desnudo, portando un cetro en su mano izquierda .También de Biblos son varias estatuillas macizas de oro y plata. Llama poderosamente la atención que la inmensa mayoría de las estatuillas halladas en Biblos son del género masculino, que destacan en número muy por encima de las figurillas femeninas.
Destacar así mismo un conjunto en bronce que representa a un carro de dos ruedas con dos personajes, uno de ellos ataviado con el tocado egipcio que abraza a la otra figura al parecer femenina. Cronológicamente el carro se puede datar entre los siglos VI- IV a. c, mientras que los dos personajes serian de los siglos XIV- XIII a . c .Los metalurgistas fenicios también fueron autores de cuencos ,copas ,pateras y hachas, todos ellos realizados con una soberbia maestría .En relación con esto en Idalion apareció una patera fenicia de 19,50 cm de diámetro, acabada en plata sobredorada, que demuestra la magistralidad de los artesanos fenicios. Datada el siglo VII a. c, la composición se distribuye a base de frisos, y narra una lucha entre diversos personajes heroicos enfrentados con grifos alados y leones .En el centro de la patera se puede ver a un faraón ajusticiando a sus rivales que aparecen ante el arrodillados.

También realizada en plata sobredorada, es otra patera de 23,50 cm. de diámetro, y al igual que la anterior de procedencia chipriota .Su decoración se distribuye por medio de frisos compositivos y representa a dos aurigas que encabezan un solemne cortejo de guerreros portando sus armas .La pieza se completa con otro friso de escenas cinegéticas que rodea la composición central de la patera, el la que figura dos cervidos retozando en un campo de flores de loto, muy naturalista.
En el ámbito de los cuencos metálicos ,destacar en Idalion el conocido como Cuenco de Idalion, realizado como las pateras anteriores, en plata sobredorada que data del siglo VII a . c y donde se representa al faraón luchando contra sus rivales y escenas de caza, muy dinámica .

- Cuenco de Idalion_

Como podemos observar el tema de estas composiciones se suele repetir, siendo común ver al faraón enfrentándose y venciendo a sus enemigos y cazando diversos animales, y así ocurre igualmente en el cuenco de Curium ,también del siglo VII a.c .
Mencionar así mismo dos cuencos del siglo VII a . c donde se entremezcla la influencia egipcia y oriental , ambos de gran riqueza artística. Estos cuencos de plata aparecieron en Italia concretamente en la Tumba Bernardini en Preneste.
En relación a las hachas, hay que dejar constancia que se trata de piezas de reducido tamaño, caladas, que pueden ser de oro unas y con un magnifico trabajo de filigrana otras, pero en todos los casos con clara temática oriental y egipcia.
En fenicia también se puso en marcha una importante industria del trabajo del marfil, surgiendo pequeños talleres, donde los artesanos realizaban diversas figurillas talladas en colmillos de elefantes o incluso de morsa, muy apreciadas .Los marfiles fenicios eran de una extraordinaria calidad y gozaban de gran prestigio en el mundo antiguo consiguiendo plasmar, desde antiguo (Bronce Antiguo) bellas piezas labradas, no solo en marfil sino también en hueso .Los artesanos fenicios consiguieron piezas complicadas aplicando la técnica de taracea consistente en añadir a la pieza de marfil vidrios policromados y piedras semipreciosas, como es el tesoro del Fuerte de Salmanasar. Fue tal la importancia de la industria del marfil de los fenicios, que proliferaron pequeños talleres en la mayor parte de las ciudades de la costa sirio Palestina .La dificultad que planteaba tallar las diferentes composiciones en marcos tan reducidos, no supuso un problema para la pericia de los artesanos fenicios, consiguiendo obras ,ya sean de tipo cultico-religioso ,o bien de tipo decorativo .Cronológicamente se puede llevar a cabo una diferenciación de esta industria y su producción , así del siglo XIV a . c, existe un conjunto de piezas de influencia egipcia y cananea , siendo abundantes las figurillas , pixides y cajas ,diferentes mangos , o rostros humanos. Del siglo XIII a. c son la tapadera de un pixis y una placa de marfil, ambas decoradas con motivos naturalistas y mitológicos de animales .Hay que destacar piezas de marfil sobradamente conocidas como los de Samaria, Nimrud ,Megido o Aíslan Tas. Son muchas las piezas de marfil halladas en el Palacio de Nimrud como mangos de diversas piezas, diferentes cajas o mobiliario de tipo domestico. . En Biblos, concretamente en el Templo de los Obeliscos, apareció el mango de un puñal realizado en marfil y oro repujado, datado en el siglo XVIII a. c . A lo largo de la superficie de la empuñadura se puede observar, magistralmente distribuidos una decoración de ciervos en diferentes actitudes

La mayor parte de todas estas manufacturas, se empleaban como instrumentos de intercambio, en el contexto de un comercio internacional en creciente auge .Del comercio de la manufactura, los fenicios obtenían elevados beneficios y pronto lo dominaron casi en régimen de monopolio. Tal era el control que los fenicios tenían, que la mayor parte de los productos manufacturados que llegaban a los países vecinos eran suministrados por los estos .Así, estados como Asiría o Israel, pudieron disfrutar de estos productos suntuosos y exóticos,.Pero una gran parte de este comercio, que partía desde la costa fenicia, se proyectaba a través del imperio Asirio, en un circuito comercial que abastecía toda Mesopotamia. Las metrópolis fenicias constituyeron circuitos comerciales, destacando la ciudad de Tiro, que haciendo gala de su carácter emprendedor, proveía de productos exóticos a Armenia, Arabia Mesopotamia, la Península de Anatolia, o la mayor parte del Egeo .Los fenicios también controlaban el comercio del vino, dada la importancia que este producto tenia, no solo en el aspecto alimenticio sino también en el plano religioso, siendo Grecia uno de sus principales clientes.
Tiro, sabedora de la importancia de los metales y por tanto de la enorme demanda de otros estados, se preocupo de dominar las rutas comerciales donde abundaban los mas diversos minerales, como oro, plata, hierro, estaño, plomo o cobre .Tiro logro establecer una extensa red comercial que se extendía a lo largo de Mediterráneo y las costas del océano Indico .

- Expanion fenicia por el Mediterraneo-

Las zonas donde abundaban estos metales, y que Tiro se ocupo de controlar, fue la Península de Anatolia, Chipre, Etruria, Tartessos o la península de Sinai .Tiro alcanza el auge comercial en el siglo VIII a. c, al igual que el resto de metrópolis fenicias .Los productos con los que comerciaban los tirios eran animales, como mulos, caballos ,pavos reales o monos, colmillos de marfil ,lino, ,ricas maderas(ébano),corales, canela, piedras preciosas ,minerales esclavos perfumes o tapices .
Todo este comercio dio a las ciudades fenicias enormes beneficios ,pero los fenicios se dieron cuenta de que podían ir mas allá y obtener mayor renta, cuando una vez lograda la materia prima ,se transformara esta en productos manufacturados, así además del valor obtenido por la materia en si , se obtenía también el valor añadido de la mano de obra .Para ello se establecieron industrias o talleres a donde llegaba la materia prima para su transformación .Una de las industrias mas florecientes en este sentido fue la industria del vidrio, siendo famosas por obtener un vidrio transparente único, hasta ese momento, en el mundo antiguo. Fue tal el existo de esta industria que crearon en torno a ella, especies de cadenas comerciales con el único fin de asegurar su buena distribución a gran escala .En la producción del vidrio destacaron tanto Tiro como Sidon, que lo distribuyeron por toda la cuenca Mediterránea que a su vez comerciaban.
Los artesanos fenicios, por otro lado, fueron los artifices de la popularizacion por todos los pueblos del Mediterraneo de amuletos egipcios , sobre todo los conocidos escarabeos, que eran amuletos con un claro caracter magico religioso con forma de escarabajo.Los fenicios pronto advirtieron las claras posibilidades comerciales de este amuleto y se encargaron de difundirlo ampliamente por toda el area mediterranea.En el propio ambito que constituian las ciudades –estado fenicias y sus colonias , los escarabeos se convirtieron en algo mas que una pieza de intercambio comercial, pasando a considerarse como una pieza magica.En el mundo cultural fenopunico la arqueologia ha documentado numerosas de estas piezas en lugares muy diversos , separados por muchas millas de distancia , documentandose en santuarios,tumbas,templos y lugares de habitat.

En el mundo fenicio, las actividades mercantiles estaban ligadas al estado, a la monarquía, o mejor dicho al Palacio. Solía existir un comercio dirigido por el monarca, es decir publico, con sede en el palacio, y un comercio de carácter privado .En el primer caso es el propio rey el que gestiona la empresa, dando las ordenes pertinentes, siendo un comercio interestatal .En el segundo caso, se puede afirmar que existían especies de compañías privadas, cuyo propósito era la gestión y transporte de mercancías por vía marítima. En un caso u otro, las relaciones entre el estado y esos comerciantes privados debían ser excelentes, ya que era el estado quien realizaba encargos a estas compañías privadas, que eran las que se ocupaban del transporte de las mercancías.
Lo que no cabe duda es que los fenicios eran magníficos comerciantes. Si hacemos caso a Herodoto, ellos inventaron el comercio invisible, es decir cuando los fenicios arribaban a costas extranjeras, acostumbraban a depositar sus mercancías en la playa y retirarse seguidamente. Una vez en sus naves, hacían un fuego que produjera una humareda que se divisara a larga distancia, como reclamo. La humareda era divisada por los indígenas del lugar, que acudían a la playa y depositaban junto a las mercancías, cierta cantidad de oro y una vez hecho esto se alejaban .Seguidamente los fenicios volvían y decidían si sus mercancías valían ese oro. Si era así se llevaban el metal y dejaban las mercancías, en caso contrario se volvían a retirar a sus barcos en espera de una contraoferta más ventajosa, hasta que las dos partes estuvieran de acuerdo. Y es posible que así, o de forma parecida, se iniciaran los primeros contactos entre los mercaderes fenicios y los indígenas del lugar, con un sistema que llama la atención por su honradez y donde no se escatimaba en regateos hasta que ambas partes estuvieran de acuerdo con la transacción.

Visitas: 18543

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de REHA para añadir comentarios!

Participar en REHA

CURSOS CIEMAD

Recomendamos

Suscríbete a la REHA

Introduce tu Correo Electrónico y suscríbete a las Noticias de la Red Española de Historia y Arqueología:

Cortesía de FeedBurner

Apoya a la REHA

Apadrina a la Red Española de Historia y Arqueología
Apadrina a la REHA
Ayuda a la Red Española de Historia y Arqueología a través de Paypal.

Estadísticas

Top de Historia Webring
Join | Ring Hub | Random | Prev | Next

© 2014   Creado por Aníbal Clemente Cristóbal.

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio