728x90 AdSpace

  • Actualidad

    lunes, 19 de septiembre de 2016

    La Pintura Flamenca y su desarrollo en el siglo XV por Aitor Manuel Vacas Carrillo

    La virgen del canciller Rolin

           Se denomina como gótico tardío al arte del norte de Europa del siglo XV.  Aunque existe controversia con otro de los términos posteriores al siglo este, como es el Renacimiento del norte. Puesto que el gusto al naturalismo y la experimentación de las técnicas fueron comunes a ambos. En el monasterio de Champmol cerca de Dijon, comenzó la ruptura del anterior periodo generalizado en Europa por un estilo propio a través del escultor Claus Sluter.  

           El marco político, pero sobretodo económico es el culmen del proceso del cambio que se irá gestando en los planos socioculturales. Es en la región de Flandes, donde, entre otras ciudades, destacan Brujas y Gante, dependiente políticamente del duque de Borgoña, alcanza una riqueza considerable durante el siglo XV, como resultado de la artesanía y del comercio. 

            La producción artística presenta una tradición medieval, con un sistema gremial donde prima la concepción artesanal frente a la conciencia individual.  Los pintores flamencos alcanzan una perfección en el trabajo del óleo que constituyen una referencia histórica: veladuras (tintas transparentes que suavizan el tono de lo pintado), una mayor riqueza e intensidad de colorido y, sobre todo, virtuosidad en la ejecución. Respecto a la percepción, tienen una voluntad de representar las cosas con un gran detalle como realismo, como si lo viese el propio ojo humano.  De ahí la importancia que adquiere el retrato, así como de los distintos pormenores que intervienen en una composición pictórica, pero ello favorece, el simbolismo de los elementos representados. 


    Resultado de imagen de van der weyden san lucas
    San Lucas dibujando a la virgen (Van der Weyden)

           Entre el los más destacados está el retrato. Inicialmente los donantes aparecen arrodillados junto a los santos, pero pronto el retrato aparece de manera independiente. El bodegón o naturaleza muerta tiene un gran impulso debido al gusto por las escenas de interior y a la voluntad de plasmar los privilegios de las élites urbanas. 

         En la pintura flamenca sobresalen principalmente tres autores, que a pesar de las diferencias existentes entre ellos a los tres les une la voluntad de expresar la realidad. Estos autores son el Maestro de Flémalle, Jan Van Eyck y Rogier Van der Weyden.  

    • Comentarios de la Web
    • Comentarios de Facebook

    0 comentarios:

    Publicar un comentario en la entrada

    Item Reviewed: La Pintura Flamenca y su desarrollo en el siglo XV por Aitor Manuel Vacas Carrillo Rating: 5 Reviewed By: Aitor M. Vacas Carrillo
    TOP