728x90 AdSpace

  • Actualidad

    jueves, 16 de enero de 2020

    Así es la villa romana que emerge en el distrito Genil (Granada): patio porticado y cinco mosaicos

    Una arqueóloga cepilla restos de los primeros mosaicos que han aflorado en el solar donde se construirá la plaza Poeta Rafael Guillén. / FERMÍN RODRÍGUEZ

    Cavar y limpiar. Cavar y limpiar. Y cavar y limpiar. Un grupo de arqueólogos trabaja ya en el solar de la calle Primavera, en pleno corazón del Zaidín, donde está enterrada una de las villas más importantes de la Granada romana. La segunda más grande de Iliberis después de la existente en el complejo de los Mondragones. Una construcción datada en el siglo II después de Cristo de la que hay constancia desde hace más de treinta años.

    En 1988 afloró una terma cuando se cimentaba un edificio. Pocos años después, en 1991, aparecieron unos azulejos que ya anticipaban que, en efecto, estábamos ante unos restos de enorme relevancia. Y eso es precisamente lo que se pretende con estas nuevas excavaciones que se acometerán en esta parcela en los dos próximos meses. Disponer de un estudio detallado de cómo era aquella casa propiedad de algún aristócrata y conocer con exactitud sus dimensiones.

    Visita institucional al yacimiento. / FERMÍN RODRÍGUEZ

    Una información que será clave para la construcción, en este mismo espacio, de la plaza Poeta Rafael Guillén, cuyo diseño deberá compatibilizar la preservación y puesta en valor del hallazgo –al parecer mediante un edificio– y el acondicionamiento del lugar para disfrute de los ciudadanos, como señaló ayer el concejal de Urbanismo, Luis González, que realizó una visita institucional a la zona. ¿El compromiso? Que antes de que acabe este año se puedan empezar las obras. Conviene recordar que los vecinos están reivindicando el adecentamiento de este punto desde hace más de tres décadas.
    ¿Qué tesoro arqueológico guarda el subsuelo en este punto del Albaicín? Según los informes preliminares, se trata de un inmueble de tres naves con ábsides semicirculares y cinco mosaicos de estilo geométrico y vegetal, aunque uno de ellos tenía una interesante franja de delfines.
    La finca, que contaba con un gran patio central rodeado de columnas (peristilo) desde el que se distribuían las diferentes estancias, se fechó entre los siglos II y III después de Cristo con una recuperación tardorromana, pero considerada muy residual. Los murales fueron extraídos y llevados al Museo Arqueológico y la villa volvió a enterrarse. Desde entonces esta cuadra del Albaicín está en estadío de 'cautela arqueológica'.



    Los trabajos actuales, promovidos por el Ayuntamiento de Granada y financiados con fondos europeos, son realmente una continuación de los que se hicieron el año pasado y que arrojaron como resultado la aparición de dos mosaicos nuevos, del siglo II después de Cristo. Uno de ellos tenía motivos geométricos, octógonos y cruces gamadas. También se descubrieron varias columnas y algunos enterramientos de los siglos V y VI después de Cristo. Además, en aquel momento se pudo identificar una ocupación residual en la época medieval, pero muy poco intensa porque apenas afectó a la parte noble de la villa.

    En aquellos tiempos el distrito Genil estaba alejado del centro donde se desarrollaba la vida comercial, social, económica e institucional de Iliberis, que se centraba en el Albaicín. Allí estaba el foro. Pero había personajes acaudalados que optaban por residir en las afueras. Los elementos suntuosos no sólo formaron parte de estas preciosas villas, sino también de la arquitectura doméstica.


    «Una plaza donde coexistirán la Granada del pasado con la del futuro»


    El concejal Luis González subrayó ayer que esta intervención, correspondiente a la segunda fase de excavaciones de los restos arqueológicos de la villa romana del distrito Genil, tendrá un presupuesto de 70.000 euros. «El objetivo –agregó– es conocer el alcance del yacimiento para proceder a la urbanización de la plaza, unos trabajos que se iniciarán este año». «Este espacio dispondrá de equipamientos y zonas verdes para que los ciudadanos estén cómodos, con independencia del tratamiento paulatino, en función de lo que se descubra de estos hallazgos, que pueden suponer una aportación importante a la historiografía de Granada», aseguró el edil. «Éste será un parque moderno donde coexistirá la Granada del pasado con la del futuro».

    Luis González también dijo que «uno de los grandes logros de los que puede presumir este gobierno municipal es que, por fin, esta plaza llevará el nombre del poeta Rafael Guillén».
    El arqueólogo municipal Manuel López comentó este martes que lo más destacable de la villa es el programa iconográfico de los mosaicos respecto a su amplia variedad tipológica y ejecución.

    Fuente: ideal.es| 15 de enero de 2019
    • Comentarios de la Web
    • Comentarios de Facebook

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    Item Reviewed: Así es la villa romana que emerge en el distrito Genil (Granada): patio porticado y cinco mosaicos Rating: 5 Reviewed By: Aníbal Clemente
    TOP