728x90 AdSpace

  • Actualidad

    martes, 29 de septiembre de 2020

    Hallan un complejo funerario en Alemania de un posible príncipe germánico con restos de seis mujeres y un valioso ajuar funerario

    El complejo funerario ha sido desenterrado en Sajonia-Anhalt, cerca de Brücken-Hackpfüffel (Alemania). Los expertos han mantenido su ubicación exacta en secreto.

    Un complejo funerario de un gran jefe o príncipe germánico que vivió hace 1.500 años, durante el periodo de las invasiones bárbaras, ha sido desenterrado en Sajonia-Anhalt, cerca de Brücken-Hackpfüffel (Alemania).

    Los expertos consideran que es el hallazgo arqueológico más importante ocurrido en este país desde hace 40 años y han mantenido en secreto la ubicación exacta de la excavación para evitar cualquier expolio. Las excavaciones comenzaron después de que se hubiera limpiado el terreno donde se ubica el complejo funerario para construir una nueva granja de pollos y se tropezaran con el mismo.

    Sin embargo, los investigadores todavía tienen que localizar los restos del personaje de alto estatus, los cuales, se especula, son cenizas que pueden estar dentro de un caldero de bronce depositado en la tumba central, que tiene forma de montículo y mide alrededor de 4x4 metros.

    El caldero, situado en el punto focal de dicha tumba central, está además rodeado de los restos de seis mujeres. Los investigadores dicen que pueden haber sido concubinas o viudas pertenecientes al eximio personaje de la tumba, pero es todavía un misterio saber si ya estaban muertas cuando fueron enterradas conjuntamente o si fueron sacrificadas para tal fin.

    Esta fotografía aérea muestra la tumba central del entierro. Aquí se muestran los restos de 11 animales, incluido el ganado. caballos y perros

    Hay muchas especulaciones sobre el motivo de la extraña disposición de los cuerpos femeninos, y los investigadores dicen que es también demasiado pronto para hablar de un posible culto ritual. El complejo funerario alberga además los restos de once animales, entre bovinos, caballos y perros. Estos animales fueron enterrados ulteriormente y es una indicación más de que el lugar fue creado para honrar a una persona de alto rango social.

    Asimismo, más allá de la tumba central, hay en su alrededor otras 60 tumbas en las que se enterraron, posteriormente, otros individuos para honrar igualmente al señor de alto estatus social.

    El caldero, que se cree que es fundamental para la historia de la tumba, se levantó del suelo (en la foto) y se analizará cuidadosamente en un laboratorio.

    El caldero, que se cree que es fundamental para conocer la historia de la tumba, ya ha sido extraído y se analizará cuidadosamente en un laboratorio.

    "Todavía no hemos encontrado los restos del difunto príncipe, pero tal vez sus cenizas estén en el caldero de bronce", dijo la arqueóloga Susanne Friederich (izquierda), del Landesmuseum Halle. Y agrega: "Es evidente que estos hallazgos únicos sugieren que aquí fueron enterradas altas personalidades de sociedad a la que pertenecían".

    En este sentido, se cree que la cámara funeraria central habría sido parte de una tumba en forma de montículo, y las docenas de tumbas circundantes se agregaron más tarde.

    Las estimaciones iniciales datan el sitio entre el 480 y el 530 d.C., un período de tiempo posterior a la caída del Imperio Romano, en el que muchas tribus germánicas, como los hunos, invadieron territorios que ya no estaban bajo la protección romana.

    Este cuenco de vidrio muy bien conservado se encuentra en el taller del Landesmuseum für Vorgeschichte para un examen más detenido.

    El arqueólogo Arnold Muhl, también perteneciente al Landesmuseum Halle, dijo: "En las tumbas, entre otras cosas, se ha hallado un cuenco de vidrio decorado, una fusayola de vidrio, varios broches de plata dorada para túnicas, una espada y un escudo de hierro, así como una moneda de oro del emperador romano de oriente Flavio Zenón de en torno al año 480. Las piezas de vidrio provienen de los talleres galo-romanos que estaban ubicados a lo largo del Rin, los cuales solo ellos dominaban esta técnica".

    El arqueólogo Arnold Muhl muestra broches artísticos para vestiduras en su taller. Los objetos tienen unos 1.500 años y provienen de 60 tumbas intactas halladas junto a la tumba del supuesto príncipe germánico.

    Esta moneda de oro presenta la cabeza del emperador de Roma Flavio Zenón, que vivió alrededor de 480 y fue encontrada en el lugar del entierro.

    Otros hallazgos incluyen un inmaculado vaso de vidrio adornado con ranuras curvas que habría albergado una lámpara de mecha flotante y otros broches para ropa. Estos tipos de broches, que incluyen piezas de tela enganchada, indican su pertenecia a una tribu germánica, ya sea los longobardos, alamanes o turingios.

    Broche muy elaborado con restos de tela enganchada.

    El complejo funerario está en perfectas condiciones debido a su especial ubicación y disposición, la cual, inadvertidamente, lo protegió de posibles daños. De hecho, estaba en un depresión natural que, con el tiempo, fue cubierta por 1,20 metros de sedimentos que le proporcionaron una capa protectora. Esto impidió que fuera dañado por cualquier arado y a la vez lo ocultó de la vista de los cazadores de tesoros o ladrones de tumbas.

    Se cree que esta estatuilla de un dios germánico tiene alrededor de 1.800 años. Es probable que la misma haya sido un objeto sagrado y fuera enterrada junto con su dueño.

    Mediante el análisis de los huesos y los artefactos encontrados, los científicos esperan obtener más información detallada sobre la vida de las personas enterradas en el complejo funerario.

    Fuente: dailymail.co.uk | 22 de septiembre de 2020

    • Comentarios de la Web
    • Comentarios de Facebook

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    Item Reviewed: Hallan un complejo funerario en Alemania de un posible príncipe germánico con restos de seis mujeres y un valioso ajuar funerario Rating: 5 Reviewed By: Aníbal Clemente
    TOP