728x90 AdSpace

  • Actualidad

    miércoles, 21 de marzo de 2012

    El complejo de Göbekli Tepe pudo haber sido un lugar de reunión cosmopolita


    Foto: Panorámica de Göbekli Tepe
    Vía:LiveScience | Owen Jaurus | 15 de marzo de 2012 (Traducción: G.C.C.)
    Antiguas hojas (láminas afiladas), hechas de roca volcánica, fueron descubiertas en lo que podría ser el templo más antiguo del mundo, y sugieren que tal lugar, en Turquía, fue el centro de una peregrinación que atrajo a un grupo cosmopolita de gentes hace unos 11.000 años.
    Los investigadores compararon alrededor de 130 de estas hojas, las cuales habrían sido utilizadas como herramientas, y, de acuerdo con su origen volcánico, descubirieron que la gente habría venido desde muy lejos para congregarse en este antiguo templo, en Göbekli Tepe, en el sur de Turquía. Las láminas afiladas están hechas de obsidiana, un vidrio volcánico, rico en sílice, que se forma cuando la lava se enfría rápidamente.
    La investigación fue presentada el pasado mes febrero en la "7ª Conferencia internacional sobre lascas e industrias de piedra del Neolítico pre-cerámico", en Barcelona, España.

    Artefactos de obsidiana de Göbeki Tepe se analizan utilizando espectroscopia de rayos X en Museo del Louvre de París. Fotos: Cortesía del profesor Tristan Carter
    Templo misterioso
    Sólo una pequeña porción de Göbekli Tepe se ha excavado hasta ahora, pero lo que ha sido descubierto es aclamado por los arqueólogos como asombroso, dada su gran antigüedad y manifestaciones artísticas. El yacimiento contiene al menos 20 anillos de piedra, construidos en círculos uno en el interior del otro, y con diámetros que van desde 10 a 30 metros. Los investigadores sospechan que la gente rellenaba el anillo exterior con desechos antes de construir un nuevo círculo en su interior.
    Bloques de piedra caliza en forma de T limitan los círculos, y en su centro hay dos enormes pilares de unos 5,5 metros de altura. Las estatuas y relieves de personas y animales fueron talladas en estos bloques y pilares.

    "Algunas de las piedras (los grandes pilares) son más grandes que las de Stonehenge", dijo Tristán Carter (izquierda) uno de los investigadores de la obsidiana y profesor de antropología en la Universidad McMaster, en Hamilton, Canadá (la investigación del yacimiento ha estado en curso desde 1994 y está dirigida por Klaus Schmidt (izquierda, debajo), del Instituto Arqueológico Alemán.)
    Aún más desconcertante es lo que no ha sido encontrado. Los edificios no contienen hogares, y los restos de plantas y animales no muestran signos de domesticación. Además, hasta el momento no se han encontrado edificios que los arqueólogos puedan confirmar que se utilizaron para la vida cotidiana.

    En conjunto, la investigación indica que el lugar fue creado por cazadores-recolectores, en lugar de agricultores, quienes llegaron a una gran área para construir y luego visitar el sitio con fines religiosos. Esta investigación está respaldada por el estilo de algunas herramientas de piedra y obsidiana, las cuales sugieren que las personas habrían venido desde Irak, Irán, el Medio Éufrates y el Mediterráneo oriental.
    Los descubrimientos realizados en Göbekli Tepe en las últimas dos décadas han dado lugar a una gran cantidad de debates. Ted Banning (izquierda) profesor de antropología en la Universidad de Toronto, en Canadá, ha publicado recientemente un artículo en la revista Current Anthropologyarguyendo que las interpretaciones sobre el lugar pueden estar fuera de lugar.
    Banning sugiere que las estructuras de anillos de piedra pudieron haber estado cubiertas y utilizadas como casas; aunque estuvieran llenas de elementos artísticos puedieron haber servido tanto como espacio doméstico como zona religiosa. Él también sugiere que la gente de Göbekli Tepe podría haber estado produciendo cultivos, al señalar que algunas de las herramientas de piedra habría sido útiles para la cosecha, y que, en un punto tan temprano de la historia, es difícil establecer la diferencia entre las plantas y animales salvajes y lo que los seres humanos estaban tratando de domesticar.
    Banning dijo a LiveScienceque él necesita revisar los recientes hallazgos de obsidiana del equipo, antes de que pueda dar una opinión fundamentada sobre ellos.

    Foto: Panorámica del lago Van
    Evidencia Volcánica
    Para tratar de resolver algunos de los misterios que rodean al yacimiento, el equipo de Carter ha utilizado una combinación de pruebas científicas para comparar la composición química de los artefactos con los volcanes de los cuales la obsidiana originalmente proviene.
    "La verdadera fuerza de nuestro trabajo es esta especificidad increíble; podemos decir exactamente de qué montaña provienen, e incluso, a veces, de qué flanco del volcán", dijo Carter a LiveScienceen una entrevista.
    Al menos tres de los yacimientos de obsidiana se encuentran en el centro de Turquía, en una región llamada Capadocia, la cual está localizada a casi 500 kilómetros de Göbekli Tepe. Otras tres fuentes son de la parte oriental del país, cerca del lago Van, a unos 250 km de distancia. Sin embargo, otra fuente se encuentra en el noreste de Turquía, a unos 500 km de distancia.
    Los investigadores dicen que lo que hace que estos resultados sean tan especiales no son tanto las distancias -500 km sería un viaje desde la ciudad de Nueva York a Buffalo, sin la utilización de caballos domesticados-, sino la gran variedad de fuentes de obsidiana utilizadas.
    "Eso es una aberración", dijo Carter. La obsidiana encontrada respalda "la idea de que muchas personas de diferentes áreas vinieron a este lugar", dijo.

    Foto: Una vista de Capadocia

    Más misterio
    Advirtió que sólo porque algunas de las obsidianas procedían de fuentes tan lejanas, no significa que la gente realmente viajara directamente desde estas regiones a Göbekli Tepe. La obsidiana pudo haber sido adquirida por medio del comercio, convertirse en una herramienta, y luego llevada al lugar en cuestión.
    Para tratar de resolver este problema, el equipo está también estudiando la forma en que las herramientas de obsidiana fueron hechas. Por ejemplo, ellos encontraron que los artefactos de obsidiana procedentes de Capadocia, en Turquía central, tienden a ser estilísticamente similares a los artefactos encontrados al sur de Göbekli Tepe, en la región del Medio Éufrates, en Mesopotamia. Además, algunos de los artefactos de obsidiana procedentes del este de Turquía, en la región del lago Van, tienen similitudes con los realizados en Irak e Irán. En conjunto, estos hallazgos sugieren que algunas de las obsidianas hicieron el camino hacia el sur y el este (posiblemente a través del comercio), antes de que fueran convertidas en herramientas y llevadas al yacimiento, otra pista en cuanto a de dónde la gente procedía.
    Aunque se necesita más investigación para hacer afirmaciones concluyentes, si el equipo está en lo correcto, entonces Göbekli Tepe fue, de hecho, algo grandioso, un lugar de peregrinación de hace más de 11.000 años de antigüedad que atraía a personas de toda la región.
    "Si el profesor Schmidt está acertado, esto representaba una área muy cosmopolita, es decir, casi el punto nodal del Cercano Oriente", dijo Carter. "En teoría, usted podría tener gentes con diferentes lenguas y culturas muy diversas que convivían juntas".
    Las muestras de obsidiana fueron analizadas en las instalaciones del Museo del Louvre, en París, y en la Universidad de McMaster. Además de Carter y Schmidt, el equipo está integrado por Francois-Xavier Le Bourdonnec y Gerard Poupeau, del Centro Nacional de Investigación Científica.
    • Comentarios de la Web
    • Comentarios de Facebook

    0 comentarios:

    Publicar un comentario en la entrada

    Item Reviewed: El complejo de Göbekli Tepe pudo haber sido un lugar de reunión cosmopolita Rating: 5 Reviewed By: Historia y Arqueología
    TOP